Arrow
Arrow
Slider

Reforma integral de un piso en Madrid, Reforma Alifano  – Alifano’s Renovation

Muka Arquitectura transforma una vivienda compartimentada y con muebles muy anticuados en un espacio moderno, diáfano y lleno de luz. Una intervención que, a través de sencillos gestos, una paleta de colores y materiales muy reducida y una cuidada iluminación, consigue una vivienda acogedora y diáfana, caracterizada por una gran limpieza espacial.

De un vistazo
Quién vive aquí: Una pareja joven, sin hijos, dedicada al mundo de las finanzas
Situación: Chamberí, Madrid
Superficie: 100 metros cuadrados útiles
Arquitectura: Moisés Royo, de Muka Arquitectura

Dotar a la vivienda de una mayor luminosidad y sensación de amplitud, sin olvidar las necesidades de los nuevos usuarios, ha sido el objetivo primordial de esta intervención” cuenta Moisés Royo, fundador de Muka Arquitectura.

ANTES: La excesiva fragmentación de la planta original dificultaba el entendimiento de la casa como un todo unitario.

Para lograr la sensación de amplitud y luminosidad deseada, los arquitectos eliminaron toda la tabiquería interior, así como los revestimientos y el mobiliario existente. “Con la planta completamente vacía, el siguiente paso fue delimitar los dos ámbitos principales: el de la zona de día, que alberga el espacio del salón-comedor-cocina, y el destinado al dormitorio principal”, explica Moisés.

La reducida paleta de materiales empleada –pavimento de madera laminada de roble blanqueado y revestimientos de pladur acabado en blanco en paredes y techos, donde se empotran las luminarias y las rejillas lineales de ventilación– potencia la sensación de continuidad en la vivienda. “La intervención refleja el estilo de los propietarios, una pareja con mucho gusto y muy ordenada, interesada por la arquitectura y el diseño”, señala Moisés.

ANTES: La cocina, abierta al patio y plagada de muebles y electrodomésticos, se había quedado obsoleta y pequeña. La pareja quería un espacio amplio y moderno donde poder trabajar cómodamente, ya que son grandes aficionados a la cocina.

DESPUÉS: Perfectamente integrada en el espacio principal del salón-comedor y diseñada por los arquitectos, la cocina la ha fabricado Almacenes Poveda. Organizada en torno a una gran península de trabajo, y en línea con el resto de la casa, se ha optado por una campana empotrada en el falso techo que respeta la limpieza espacial de la intervención. Frente a ella, y diseñada por el propietario de la casa bajo la supervisión de Muka, la sobria y elegante mesa del comedor destaca por la gran perfección de sus encuentros.

Como hemos dicho, los propietarios querían un espacio amplio para la cocina. “La amplitud de la península permite su utilización como bar o zona de apoyo al cocinero, entendiendo que el acto de cocinar es un momento agradable que necesariamente debe compartirse con los invitados o la familia” explica el arquitecto.

Dos luminarias suspendidas sobre la zona de trabajo generan una iluminación más cálida y cercana, que permite que el resto de la estancia pase desapercibida y centra la atención en los tonos del vino y las texturas de los alimentos.

Las lámparas no son de ninguna firma conocida. Es más, para nosotros los protagonistas de los espacios son la configuración y la iluminación, no los objetos en sí”, señala Moisés, que para la encimera ha optado por el Corian como telón de fondo perfecto de vinos y platos.

Además, todos los armarios cuentan con herrajes especiales que permiten desplegar zonas de trabajo que quedan ocultas cuando no están siendo utilizadas.

Junto al salón y orientado a calle se ha dispuesto un espacio que puede independizarse y convertirse en un segundo dormitorio de uso puntual gracias a los paneles de madera, ocultos a la vista cuando están abiertos. El acabado de los paneles en cerezo teñido aporta calidez al espacio, en contraste con el blanco de paredes y suelo. Para su realización, Muka ha contado con la colaboración de Carpinteria Chinín, con quienes ya ha trabajado. “En las obras de reforma nos gusta repetir con empresas con las que hemos quedado satisfechos”, afirma Moisés.

ANTES: Las numerosas estancias en que se dividía la antigua casa se caracterizaban por su escasa iluminación y una decoración obsoleta y anticuada. La reforma consistió en eliminar la segmentación de todas estas habitaciones separadas y convertirlas en espacios de planta más abierta.

DESPUÉS: Teniendo en cuenta las necesidades de los propietarios, los arquitectos decidieron sustituir las numerosas habitaciones originales por una sola, localizada en el rincón más oscuro e íntimo de la casa, sin ventanas ni contacto con el exterior, para favorecer así el descanso de sus dueños.

Diseñado por Muka, el mueble de la cama fue también fabricado por Carpinteria Chinín; en esta ocasión en madera IPE. “El contraste de maderas juega un papel fundamental sobre la neutralidad de los blancos que dominan la vivienda” señalan.

Un techo continuo curvo, hecho a base de listones de madera de samba, envuelve el dormitorio principal y su baño. Además de dotar de carácter unitario a toda la pieza, sirve para ocultar las vigas descolgadas, las instalaciones y las rejillas de aire acondicionado, que descienden de forma continua por el falso techo.

El color blanco de la carpintería –con cerco y bisagra oculta– genera una sensación de continuidad con el resto de paramentos de la vivienda. Diseñada a medida, esconde puertas, mobiliario y una gran cantidad de espacio para almacenaje.

Unas persianas venecianas y una puerta corredera oculta en el gran frente de armarios que recorre el muro lateral que comparten habitación y baño permiten independizar los dos espacios, jugando con la privacidad y el control de la luz entre ambos, según las necesidades del momento.

Abierta al dormitorio a través de una mampara acristalada de suelo a techo, y con un plato fabricado ex profeso –al igual que los lavabos hechos en Corian– por Almacenes Poveda, la cabina de ducha funciona como elemento separador entre el dormitorio y el cuarto de baño.

La iluminación del techo, tanto en la franja central como en los laterales –donde el empalillado no toca los armarios y deja una fosa como encuentro por donde sale la luz– ha sido cuidadosamente pensada para lograr una atmósfera cálida, agradable y relajante, que ayude al descanso diario. Además, se han añadido unas tiras LED con cambios de canales y tonalidades RGB, que añaden toques de color al espacio. Los mecanismos cuadrados son de Jung.

De líneas rectas y sencillas, los radiadores y toalleros respetan la limpieza de formas, con tubos cilíndricos y uniones escondidas. El techo en este punto sigue la curva sinuosa del dormitorio.

El lavabo sobre encimera en Corian queda enmarcado por el techo ondulante de madera y el frente de armarios camuflados que desde el dormitorio se adentra en el baño, gira y envuelve el espacio. El espejo frente a él relaciona visualmente ambas estancias, potenciando aún más la sensación de continuidad entre ellas.

Título del proyecto
Reforma Alifano
Fase
Construido
Emplazamiento
Madrid (Madrid)
Promotor
Privado
País
España
Fecha de proyecto
2016
Arquitecto
Moisés Royo
Constructor
homehouse-rivas.com
Colaboradores
Adelina de la Cruz
Mireia García Lleó
Ander Ibarra Paniagua
Créditos imágenes
Muka Arquitectura